Esta zona entraña gran peligro, tanto para nosotros como para otros vehículos, ya que al no verlos, actuamos como si no estuvieran.

Es frecuente que exista una colisión porque un conductor se sitúe en la zona de ángulo muerto de otro vehículo, y éste haga una maniobra sin haber visto al primero, especialmente en zona urbana.
Para paliar esa zona ciega, el sistema BSD dispone de dos sensores radar en la zona trasera del coche que detectan la presencia de un vehículo, persona, etc, y activa una alerta en el interior del vehículo.

El sistema nos avisa visualmente cuando un vehículo se nos acerca por los carriles laterales de la parte trasera.

Si ponemos el intermitente para indicar la maniobra y un vehículo se acerca nos avisa óptica y acusticamente.

Lo mismo si estamos estacionados y salimos marcha atrás y no vemos si otro vehículo, peatón, etc se está acercando.

Shadow Safety BSD

PVP INSTALADO
489,00 €
IVA INCLUIDO